Adultos con alto potencial

El alto potencial de adultos

Adulto con alto potencialLos medios de comunicación nos hablan de que cada vez existen más niños con alto potencial (HP, dotados, superdotados, intelectualmente precoces) ¿Pero qué sucede con estos niños cuando ya son adultos? ¿Tienen facilidad para encontrar su lugar en nuestra sociedad, en el mundo laboral, en nuestras familias?

No siempre. Ellos deben adaptarse constantemente y en este proceso pueden perder su propia personalidad y no saber lo que realmente son.
La imagen que tenemos de los adultos superdotados está a menudo lejos de la realidad: Creemos que tiene éxito en todo lo que emprende, que siempre es ascendido y es intelectualmente superior a los demás.

La realidad es más compleja ya que la mayoría de los dotados tienen una vida caótica tanto académica y profesionalmente.

Intento de retrato del adulto con alto potencial

El talentoso por lo general tiene una respuesta emocional (empatía) muy grande. Se siente diferente y tiene dificultad para encajar en el molde de la sociedad. No soporta la injusticia, se siente incomprendido.

Sus pensamientos lo invaden al igual que muchas preguntas que tienen. Pueden hacer que su cerebro deje de pensar pero sólo por unos minutos. También encontramos a menudo que la inestabilidad emocional es parte de su vida cotidiana.

Pasan de un estado de ánimo a otro muy rápidamente y son capaces de dar una explicación de ello. Combina el perfeccionismo, la lucidez y el miedo al fracaso, lo que les da una ‘insatisfacción eterna’ del mundo.

Siempre hay espacio para hacer más o hacerlo mejor. El problema radica entonces en la manera en que multiplica sus proyectos, hasta el punto de producirles inmovilidad. Elegir es renunciar y renunciar es muy difícil cuando tienen bastante interés.

Es muy difícil hablar de los superdotados sin hablar de su coeficiente intelectual, a menudo superior al promedio y que suele ser un problema. Porque no simplemente es más inteligente, sino que utiliza su inteligencia de otra manera. Si tuviéramos que resumir en una sola palabra, sería la palabra “HYPER”. Todos sus extremos a menudo lo pone en desacuerdo con el resto de la sociedad.

Y en la escuela

Un niño HP podría sufrir malentendidos, dificultades académicas, un sentimiento de diferencia y dificultad para hacer amigos. Esto le lleva a encerrarse en sí mismo separarse de la realidad.

Para superar estas dificultades, el niño pronto desarrolla una capacidad de adaptación muy importante que lo lleva a tomar decisiones y actuar de una manera que le permita satisfacer las expectativas de los demás (padres, maestros, amigos). Se convierte poco a poco alguien más y entra en un “papel” que quizás “actuara” toda su vida.

Como adulto

Las dificultades que los niños de alto potencial experimentan durante los primeros años de sus vidas pueden seguir presentes en la edad adulta. Estas no desaparecen con el tiempo y a menudo incluso tienden a aumentar.

Si al adulto dotado no se le informó acerca de su diferencia en la manera de pensar, transmitirá sus dificultades durante toda su vida.

Mientras que no es consciente de sus diferencias, continuará “actuando normal” aunque en el fondo se sienta fuera de lugar. Esta conformidad lo llevara a hacer cosas que no quiere y hacerlo prisionero en su relación, trabajo, familia, etc.

Sus diferencias pueden tener consecuencias como el renunciar a cosas que ama, tener un comportamiento inadecuado y la falta de confianza en sí mismo.

Como padre:

A veces convertirse en padre hace que el adulto toma conciencia de su propia superdotación (HP). “Su hijo se distrae en clase, se aburre, no aceptan límites, es arrogante, ansioso, demasiado sensible”.

Cuando le dan el diagnóstico de que “su hijo es superdotado”, empieza a hacer un paralelo. Se siente identificado con algunas de estas formas de actuar aunque le cuesta aceptar que el también es superdotado.

Mecanismo de defensa: negar lo evidente
Aunque es reconocible por muchos criterios, los superdotados se niegan a aceptar que son “superdotados”. Se preguntan: “¿Yo?, no lo creo”. Esta es por lo general la primera reacción que tienen cuando s eles indica que tienen una manera diferente de entender el mundo.

Los dotados son los últimos a sospechar de sus facultades y rara vez pueden encontrar su camino.

De la conciencia a la explotación de su gran potencial: los pasos

Alto potencialTan pronto como se dé cuenta de su diferencia y fuerza, el adulto de alto potencial puede repensar su vida con el fin de lograr ser el mismo.

Los diferentes pasos:
1. Reconocer sus diferencias y su profunda identidad
2. Aceptar el ‘diagnóstico’
3. Identificar sus mecanismos de defensa y automatización.
4. Ser consciente de sus talentos y potencial
5. Movilizar la energía sabiamente (tener un equilibrio entre el aburrimiento y el agotamiento)
Para cada uno de estos pasos, es importante estar acompañado por un profesional “sensible” a la situación, alguien que conozca las diferencias, dificultades y herramientas que pueden ayudar a la persona dotada a conocer y encontrar equilibrio.

¿Ser o no ser superdotado?

En caso de duda, es importante tener un diagnóstico. Ser dotado no es ni una superioridad ni un defecto. Como primer paso se sugiere leer “¿demasiado inteligente para ser feliz?” de Jeanne Siaud Facchin y / o “pensar demasiado” de Christel Petitcollin.

* “Gifted” es una terminología usada por el psicólogo Jeanne Siaud-Facchin (autor del niño dotado y demasiado inteligente para ser feliz) para referirse a los “dotados”, ” alto potencial”, “niño precoz”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *

591 Spam Comments Blocked so far by Spam Free Wordpress

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>